viernes, 14 de septiembre de 2012

RAY LAMONTAGNE .GONE AWAY FROM ME , OTOÑO VITAL




Cuando bajo hacia casa escuchando Gone Away from me después de llevar al colegio al pequeño Santi pienso en lo que me ha dicho hacía un rato cuando subíamos acerca de la cantidad de hojas que había en el suelo y cómo los árboles se estaban quedando pelados ; y es esa precisa imagen del caer de las hojas a lo que me sabe y remite la voz de un Lamontagne intimista , de lija y seda que lamenta la pérdida de un amor real y apasionado ; de atmósfera casi etérea Gone Away from me explica la fuente de su tristeza , es un Ray confesional ,cálido , sincero , sensual como siempre ; y roto ; su canto rompe en mi cara , igual que el agradable viento que sopla hoy ; un viento que marida a la perfección con esos violines y trompetas que decoran el lamento de esta melancólica obra de arte ; es el viento como aliado eterno de los enamorados , ese que fecunda el pólen hasta lograr el fruto , ese que hace jugar a este tímido trovador al escondite de las cuerdas vocales hasta llegar hasta adentro , voz de quien busca amor y fortaleza ; esa que haga que puedas asumir la propia debilidad sin miedo , a vivir la ausencia definitiva del verdadero amor con normalidad ; a pesar de que Ray susurre que la hacía reir , es un giro , tierno y duro , de que no estamos preparados ; de que en realidad es un extraordinario susto de la arquitectura humana de cimientos inciertos ; y a pesar de ello cantar con romanticismo de piel de gallina que la única obra de arte es la vida misma ; por eso dice Ray que la vida es larga ; algo con lo que Santi no comulgaría , que todavía no entiende como ha podido pasar tan rápido este verano feliz y despreocupado y que se pregunta porqué han empezado tan pronto a desprenderse las hojas de su rama .



3 comentarios:

  1. debería abstenerme de leer cosas así. Por lo menos por ahora. La vida no es algo previsible o programado o teledirigido o lógico. Nadie es lógico y consecuente. Nadie, en mi estado, debería leer cosas así. Reciba usted un abrazo y dele un coscorroncillo a su Santi.

    ResponderEliminar